≡ Menu

About…

Rokeby Lynch nos habla de Los orígenes de Vocatic…

“¿Por qué tantos cursos de inglés no funcionan? Una pregunta que me costó mi trabajo, dos años y 80 mil euros.”

Lee este articulo para averiguar mi motivo por tener estos deportivos viejos en mi oficina.

Mi madre siempre me ha enseñado a evitar el desperdicio, así que después de unos meses enseñando inglés en uno de las escuelas más grandes de España, me empecé a sentir incómodo.

Mi formación fue en la ciencia de la filosofía – una disciplina en que se aprende a analizar las cosas con un ojo crítico y una mente científica. Cuando empecé a pensar en el número de estudiantes que estaban pasando por la escuela y la cantidad de ellos que lograba dominar el idioma, me di cuenta de que el resultado era muy bajo especialmente considerando el tiempo y el dinero invertido.

No me sentía bien… PARA NADA. Yo vivo para enseñar y vivo por el cambio positivo en sus vidas intelectuales y profesionales cuando logran dominar el idioma, pero tenia que aceptar la realidad… ni yo, ni mis colegas, estábamos lográndolo.

Un día tire mi gorra de profesor de idiomas a un lado y decidí ponerme la de filósofo analítico y me pregunté ¿Cuál es la pregunta clave… qué es lo que tengo que investigar?” Anoté en un papel la pregunta que iba a dominar mi vida durante los dos años siguientes.

“Cómo es posible que un estudiante pueda hacer diversos cursos de inglés y que aún y así no lo hable bien?”

Entendí que esto no era una pregunta abstracta o puramente académica… era una pregunta de suma importancia en la vida profesional de millones de personas, para la economía y para la capacidad del mundo para comunicarse. Si yo podía entender las causas del fracaso y el bloqueo, podría resolver un problema importante.

Como que era una pregunta de tanta importancia y como tenía una historia de investigación, pensé que muchos patrocinadores, agencias gubernamentales y escuelas de idiomas podrían ponerse en cola para invertir en mi investigación y concederme becas y ayudas de todo tipo. Imaginé una vida agradable – estudiando está pregunta y viviendo bien.

Estaba muy equivocado… y pase dos años de portazos en mi cara y de gran hostilidad por parte de las escuelas de idiomas.

¿Por qué?

Porque hay paradigmas de la educación que dominan secciones enteras de organizaciones y sectores de la sociedad y si planteas algo diferente, puedes tener problemas. Y tuve problemas.

Mi crimen

Mi crimen – desde el punto de vista de las escuelas y las fundaciones educativas – fue que cuestioné tres cosas sagradas: el papel de la tecnología, el papel de los juegos, y el papel del profesor. Básicamente, yo quería investigar si muchas cosas que creemos imprescindibles para aprender inglés lo son… ¿la conclusión? pues no, no son tan imprescindibles… de hecho… resultan ser una distracción, un impedimento.

Después de dos meses, me di cuenta de que nadie estaba interesado en mis investigaciones. Pero también me di cuenta de que no podía rendirme; mientras las escuelas y ‘expertos’ cuestionaban mi trabajo, yo sólo tenía que recordar a todas las personas que conocía que habían fracasado en su curso de inglés. En mi opinión, había un gran problema con las academias y yo estaba resuelto a resolverlo. Solicité un préstamo del banco y me puse a trabajar.

Dos años más tarde, puedes leer un resumen rápido de mi investigación y utilizar el método basado en ella.

¿Y los zapatos?

En mi oficina tengo los zapatos rotos que llevé durante estos dos años de pobreza e investigación. No guardo los zapatos para recordarme la pobreza, sino mi compromiso hacia mis estudiantes. Yo y todos mis colegas en Vocatic siempre iremos mas allá por nuestros estudiantes.”

Make friends with me on Facebook